• Entre la hipocresía y el voluntarismo

    El gobierno quiere que Techint reincorpore a los trabajadores que despidió, ignorando las reglas de los negocios mientras que la oposición le pide permiso al presidente para que los políticos se bajen los salarios. Nadie con dos dedos de frente puede estar en contra que los políticos ganen menos, pero en este caso, parece ser que la oposición busca ganar el terreno perdido.