Tag Archives: Cristina Fernández de Kirchner

Ocaña: “Si Boudou tuviera un poco de vergüenza tiene que renunciar”

Ocaña

La legisladora Graciela Ocaña declaro a Contrapunto (Fm Identidad 92.1) que Amado Boudou tiene que “pedir licencia o renunciar a su cargo” de vicepresidente, luego que el juez Ariel Lijo le citara a prestar declaración indagatoria en el marco de la causa Ciccone. Además, afirmó que “Boudou debe responder por su  patrimonio que no puede explicar”.

A juicio de Ocaña “ya quedó claro que hay una asociación ilícita”.

Escuchá el reportaje completo a Graciela Ocaña 

Pablo Sirvén: “El gobierno tiene racismo contra el periodismo”

20140516_092106

Pablo Sirvén es secretario de redacción de La Nación y desayunó en Contrapunto (Fm Identidad 92.1). En los últimos años ha sido uno de los protagonistas a la hora de analizar la obsesión del gobierno por los medios y los periodistas.“No hay vez que la presidenta o un funcionario no maltrate a un periodista”, declara. Confiesa que mira el programa 6,7,8 y sostiene que en diez años “se va a recordar mucho”.

El autor de El Converso, una biografía no autorizada de Víctor Hugo Morales, declara sobre el periodista que “hace descalificaciones sin información, lo que hace es de una militancia grotesca que a veces le juega en contra la gobierno”.  Su juicio existe una gran diferencia con Horacio Verbitzky porque “hay un esfuerzo en fundamentar las cosas datos e información”.

“Tinelli esta pivoteando entre la ficción y la realidad, tenía una especie de simpatía pasiva con el kirchnerismo y el gobierno no se dió cuenta lo que hizo con Futbol para Todos”.

Tinelli no va a perder puntos de rating de su programa por estar a favor o en contra del kirchnerismo”

“Al gobierno no le convenían los matices, sí le convenía el blanco y negro”.

“El día de mañana quizás tengamos que salir a defender a algunos periodistas que hoy están con el Gobierno”.

“El gobierno tiene una cuestión de odio, de racismo contra el oficio del periodismo”.

El reportaje completo a Pablo Sirvén

ENTRE LOS FANTASMAS DEL PASADO Y LOS DESAFIOS DEL FUTURO

8-unen

El Frente Amplio Unen hizo su presentación en sociedad y es un alivio para aquellos que están cansados de que el destino de la Argentina se defina como una interna del peronismo a cielo abierto. El desembarco del nuevo Frente le resta protagonismo a Sergio Massa que lo acerca, al menos en el imaginario colectivo, de nuevo a las playas del peronismo y cerca del kirchnerismo. Desde la irrupción del Frente Renovador, el ex intendente de Tigre se había posicionado con el único opositor explícito del gobierno con chances competitivas. Esa fue la apuesta con la que consiguió alzarse con el triunfo en la Provincia de Buenos Aires. Sin embargo, el panorama político cambió. Le será difícil a Massa mantener este discurso frente a Ernesto Sanz, Hermes Binner, Elisa Carrió y hasta frente a Julio Cobos, que a pesar de haber sido vicepresidente de Cristina Fernández, su voto “no positivo” y los ataques del oficialismo lo devolvieron contundentemente a la oposición. Paradójicamente, Massa queda más cerca de Daniel Scioli y una vez más hay quienes empiezan a hablar de un posible acuerdo entre ambos, un escenario que hasta hace poco los más avezados analistas políticos definían como el “acuerdo imposible”.

Cristina Fernández de Kirchner no tiene un sucesor aunque son muchos los que se anotan en esa carrera. La presidente ya comenzó el largo camino del adiós y se hace ilusiones con convertirse en una “king maker” e influir sobre el próximo gobierno. Un sueño que también tuvieron Carlos Menem y Eduardo Duhalde. Dicen que CFK terminará, a la larga, por apoyar a Scioli y llenará las listas de diputados con su gente de confianza y hasta algunos creen que se reservará la designación del candidato a vicepresidente. Una fórmula que ya fue utilizada con Gabriel Mariotto.

El Frente Unen tiene que pelear con tres fantasmas: la Alianza, el manejo de la economía y esa maldición que cargan los radicales que reza que no pueden terminar un mandato. La estrategia del gobierno será blandir una y otra vez aquellos fantasmas, que ya quedó evidenciada en boca del jefe de gabinete Jorge Capitanich, que al día siguiente del acto en el teatro Broadway declaró: “Muchos de sus referentes tienen experiencia en el combate al narcotráfico porque han tenido a las fuerzas policiales como uno de los miembros más activos de las bandas delictivas; a la inflación porque han experimentado en carne propia llevar al país a la hiperinflación o la recesión; y, también, han experimentado la traición en carne propia porque, cuando les ha tocado formar parte de coaliciones, lo primero que hicieron fue vulnerar esos principios con la traición política”.

ANTES QUE JEFE DE GOBIERNO SOY PADRE

Mauricio Macri

El jefe de gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, Mauricio Macri, arrancó con esta definición cuando se le preguntó acerca de sus recientes declaraciones donde reveló que se sintió tranquilo cuando una de sus hijas se fue un año a vivir al exterior.

A lo largo de la entrevista, Macri brindó varias definiciones políticas importantes:

“Voy a ser Presidente si la gente me elije y no porque me elija el kirchnerismo”.

“Si Carrió me tira flores y la Presidenta me tira flores, me preocupa un poco”

“El narcotráfico llegó a la Argentina porque encontró facilidades“.

Avalar los linchamientos sería como volver al far west. No lo avalo pero entiendo a la gente”.

Acerca de la complicada situación de Boca, afirmó “que no sabe a qué tipo de deporte juega”.

CUANDO LOS LADRONES NOS GOBIERNAN NOS SIGUEN ROBANDO

carrio1

La diputada Elisa Carrió declaró en Contrapunto por FM Identidad 92.1 que “el gobierno dejó entrar la producción de drogas” y acusó al actual senador Aníbal Fernández de estar involucrado con el tráfico efedrina y con el triple crimen de General Rodríguez. “Yo acuso a Aníbal Fernández”, disparó Carrió sobre el problema del narcotráfico al que calificó como “un genocidio de jóvenes” y agregó que “la Argentina es una boutique para el lavado de dinero proveniente de la droga”.

Por otra parte, sobre la reciente visita de Critina Fernández de Kirchner al papa Francisco afirmó que de esa manera la presidente sorteó “el golpe del PJ y de sectores del establishment” y en ese sentido apunto a Eduardo Duhalde: “Le gustan los golpes civiles”. Además, refiriéndose a Francisco afirmó: “El papa dijo no cuenten con mi complicidad para voltear a nadir. Me pareció la visita de Cristina”.

Carrió también se refirió al proyecto de reforma del Código Penal y dijo que se trata de “una trampa de Cristina a la que algunos opositores se prestaron”, en obvia alusión a la integración de la comisión redactora por parte de Ricardo Gil Lavedra, Federico Pinedo y María Elena Barbagelata. “El primer objetivo de los códigos penales por ejemplo en Corea del Sur es el de las altas penas en temas de corrupción”, explicó y afirmó que “cuando los ladrones nos gobiernan, nos siguen robando”.

EL PASADO COMO PRESENTE

cfk

El discurso de la presidente Cristina Fernández de Kirchner para dejar inauguradas las sesiones ordinarias del Congreso, duró dos horas y cuarenta y cinco minutos, bastante menos que las casi cinco horas del año pasado y de las 4 horas y 20 minutos del 2012.

Cristina Fernández se basó en el pasado para explicar lo que a su juicio son los logros del presente. Entiende que sus dos periodos y el de Néstor Kirchner son un solo gobierno, por eso dijo que éste era el mensaje número 11 desde el 2003. Una vez más utilizó el mecanismo de contrastar estadísticas de la actualidad con aquellas del 2001, 2002 y 2003. Así puede ofrecer guarismos que suenan impresionantes pero que, en definitiva, terminan por demostrar un contraste cada vez más profundo con la realidad.  Es claro que en una comparación con el inicio de su segundo mandato o con el discurso del 1 de marzo de 2013, los resultados dejarían de ser espectaculares. Así, la primera conclusión que puede sacarse es que el relato se construye en las glorias del pasado tratando de convertirlas en logros del presente.

Un buen ejemplo es la afirmación de Cristina Fernández que se crearon seis millones de puestos de trabajo. Sin embargo, un informe del Ministerio de Trabajo revela que de esos seis millones, 4,9 millones se crearon en el periodo comprendido desde el año 2003 hasta fines del 2009. Es decir que en los tres años siguientes sólo se habrían creado algo más de un millón. Una simple división permite advertir que en el lapso 2003/2009 la creación de puestos de trabajo trepaba a los 700.000 por año, mientras que desde el 2010 hasta fines del 2013 se redujo a 275.000. Entonces la espectacularidad del discurso muta inexorablemente en preocupación y evidencia una economía que se frena. No es casual que en ese periodo, además, se acelerara la inflación. A la presidente le gusta sembrar sus discursos con cantidades de cifras, pero muchas son engañosas y solo son victorias de papel.

El discurso presidencial ante la Asamblea Legislativa no tuvo anuncios concretos y los principales temas que preocupan a la sociedad fueron tergiversados, como el caso del empleo, o directamente quedaron afuera. Fernández de Kirchner no dijo nada sobre los planes del gobierno para bajar la inflación, palabra maldita que ni siquiera pronuncia. Tampoco hubo menciones sobre las negociaciones con el Club de París, el nuevo índice de precios, los salarios, la seguridad y el narcotráfico. En suma, quedó claro que la agenda presidencial nada tiene que ver con las preocupaciones de la sociedad. Se trató de un discurso que principalmente miró al pasado y estuvo plagado de menciones a Néstor Kirchner. Por momentos, dio la sensación de una mandataria que lentamente comienza a despedirse del poder; a pesar de que aún le queden casi dos años de mandato.